Deporte

Adicto al ejercicio? Cuidado podría sufrir de vigorexia

Escrito por BoxMov

En la actualidad llevar una vida ‘fitness’ es un tema de salud, pero también de moda. Muchos hablan de comer saludable, de hacer ejercicio, de tener una figura atlética, pero la presión social que muchos sufren produce que realizar ejercicio se convierta en una obsesión y no en una actividad recreativa.

La vigorexia es un trastorno no estrictamente alimentario, pero que sí comparte la patología de la preocupación obsesiva por la figura y una distorsión del esquema corporal; es más frecuente en hombres de entre 18 a 35 años. A esto se le suma una ingesta exagerada de proteínas y carbohidratos y el consumo abusivo de esteroides anabólicos con el fin de aumentar la masa muscular. Convirtiéndose en algo muy peligroso para la salud.

La actividad física por tratarse de una conducta saludable, no es vista como un problema. De hecho, quienes dejan de lado otras actividades y realizan esta práctica con demasiada frecuencia son vistos con buenos ojos. Pero este transtorno se caracteriza por realizar una actividad física extrema, abandonando las relaciones sociales y descuidando otros aspectos de su vida, para dedicar todo su tiempo a entrenar. Esta patología implica el efecto contrario que la anorexia, por lo que también se conoce como complejo de Adonis, anorexia inversa, o dismorfia muscular.

Resultado de imagen para mirandose al espejo musculoso

 

Causas:

Hay algunos factores de riesgo posibles que contribuyen a este trastorno: la intimidación y burlas durante el período escolar, la falta de armonía de la familia, el perfeccionismo, la tensión severa, el enfoque estético y la influencia negativa de la cultura de masas que promueve un cuerpo idealizado. Las características más frecuentes en personas que sufren este trastorno son las siguientes:

• Mirarse constantemente en el espejo y aun así sentir que no se alcanzan las características estéticas que establece como necesarias la propia persona.

• Pesarse varias veces al día y hacer comparaciones con otras personas que hacen fisicoculturismo.

• Las personas con personalidad obsesiva, en especial consigo mismas, así como aquellas que sufren diversos problemas emocionales en sus relaciones personales y profesionales, son más propensas a desarrollar vigorexia.

• También es común que la padezcan aquellas personas que han sufrido acoso escolar o bullying por su aspecto físico durante la infancia.

Resultado de imagen para musculoso asteroides

 

Concecuencias:

La vigorexia puede estar ocasionada por problemas fisiológicos o emocionales, casi siempre relacionados con el entorno del afectado. Algunos de los problemas que puedan surgir como consecuencia de la vigorexia son:

• Músculos, articulaciones y tendones dañados

• Odio de sí mismo

• Malas relaciones, vida social afectada negativamente

• Interferencia con el trabajo y la escuela

• Incapacidad para relajarse sin preocuparse constantemente sobre el juicio de los demás

• Depresión, suicidio

• Efectos peligrosos de los esteroides y otras drogas de culturismo

Resultado de imagen para fisicoculturista hombre y mujer       Imagen relacionada

 

Prevención:

Las pautas principales para prevenir la vigorexia implican las siguientes recomendaciones:

• A la hora de llevar a cabo un programa de ejercicios, es necesario que estén supervisados por un entrenador profesional.

• Es aconsejable realizarse exámenes físicos que determinen el estado de salud, además de las necesidades y capacidades del individuo para adaptar los ejercicios a realizar.

• Los especialistas recomiendan establecer ejercicios que se adecúen al nivel físico de la persona, evitando actividades que requieran sobreesfuerzos innecesarios.

• Es importante detener el ejercicio en el momento en el que se presente fatiga, cansancio o dolor muscular excesivos.

Es necesario que la persona evite pensamientos negativos acerca de su estado físico, ya que pueden convertirse en obsesión. tambien podria  recurrir a un tratamiento donde reciba atención psicológica (psicoterapia) a largo plazo. A veces las drogas psiquiátricas como los antidepresivos se pueden utilizar para controlar la depresión, especialmente en las primeras etapas del tratamiento. El apoyo de amigos y miembros de la familia también es fundamental.

Categoría: